Las claves para que tus exposiciones en la universidad sean un éxito

A lo largo de la estancia de un estudiante en la universidad, el alumno deberá enfrentarse en algún momento a un tipo de audiencia. Puede que tenga que exponer un trabajo en clase, la tesis ante un tribunal… En esta entrada vamos a analizar diversas claves para exponer correctamente y captar la atención del público.

Cuando un estudiante debe exponer tiene que prepararse el discurso, como también de qué forma quiere transmitirlo y sobre todo saber como decirlo para que el público entienda de manera adecuada lo que se quiere transmitir. Muchos estudiantes lo primero que hacen es un esquema básico de lo que se va a querer comunicar en la exposición, después de este paso, aprenderse lo que se quiere decir para que no se olvide nada en la ponencia y acudir en última opción a la improvisación. Después de tener claro lo que se va a hablar es hora de practicar la exposición.

Vamos a comenzar con algunas claves después de saber el contenido de la exposición:

– El aspecto más relevante es el mensaje, ya que debes captar la atención del público, atraer a la audiencia. El trabajo que se debe conseguir es crear una presentación entretenida, mostrar ejemplos actuales y formularla de forma atractiva y amena.

– La capacidad de hablar en público es una postura que debes dominar a la perfección. Se debe practicar para que todas las palabras pronunciadas se entiendan con claridad y conseguir un discurso fluido y pausado.

– El aspecto físico también merece una mención especial ya que la vestimenta adecuada y sin demasiados accesorios estrafalarios hacen que ganes unos puntos antes de comenzar la exposición.

– Cuando ya sabemos qué comentar y de qué forma ir vestidos a la ponencia, podemos hablar de diseñar el visionado de una manera adecuada para que la charla sea dinámica y entretenida.

– El comienzo de la exposición es muy importante, es recomendable  hacer un breve repaso de lo que vas a comentar a lo largo de tu exposición.

– A la hora de hablar, el estudiante debe gesticular como también ir moviéndose sin estar parado en un mismo sitio. También puedes hacer frecuentemente preguntas al público para atraer su atención y que puedan participar durante tu exposición.
Por último y no por ello menos importante, es muy recomendado que tu presentación sea la correcta. Con unos colores no muy llamativos y que se pueda entender de una manera correcta todo el contenido que tenga. El mensaje que lleve cada diapositiva es esencial para que la audiencia lo identifique con lo que estas hablando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *